Cómo volar seguros a un año de la pandemia por covid-19.

Inicio » Noticias » Cómo volar seguros a un año de la pandemia por covid-19.

Los futuros viajeros entonan un nuevo tema musical: «ven a volar conmigo, vamos a volar, vamos a volar», en el marco de la reactivación de vuelos y la pandemia por covid-19.

Los anhelos reprimidos de visitar personas y lugares –tal vez incluso algunos que Frank Sinatra hiciera famosos –, han hecho que la gente vacunada (y un montón que no lo está) establezca récords en la era de la pandemia en los puestos de control de los aeropuertos de Estados Unidos.

En la Unión Europea, el Reino Unido y otros rincones del planeta, las autoridades estudian la forma de reanudar los viajes internacionales este verano.

Cuando esto ocurra, abróchate el cinturón: el número de viajeros se disparará.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés) flexibilizaron recientemente sus orientaciones sobre los viajes nacionales e internacionales para las personas vacunadas, afirmando que los viajeros que están totalmente vacunados «pueden viajar con seguridad dentro de Estados Unidos», pero señalaron un mayor riesgo para los viajes internacionales.

Sin embargo, la agencia sigue desaconsejando los viajes no esenciales debido al creciente número de infecciones por el virus covid-19. El virus, impulsado por variantes extremadamente contagiosas que han invadido los 50 estados, golpea con fuerza a la población más sana de entre 30 y 50 años.

A nivel mundial, los casos de covid-19 aumentaron por sexta semana consecutiva hasta el 6 de abril, según las estadísticas de la Organización Mundial de la Salud, con más de 4 millones de nuevos casos y 71.000 muertes.

¿Es realmente seguro viajar en avión en estos momentos, incluso si se está totalmente vacunado?

El recuento de casos, las mascarillas y la ventilación son la clave durante el vuelo

«Hay tres factores que hay que tener en cuenta», afirma Linsey Marr, profesora de ingeniería civil y medioambiental de la Universidad Tecnológica de Virginia, que estudia la transmisión aérea del covid-19.

«¿Cuál es la prevalencia del virus en la población? Si la prevalencia es alta, hay muchas posibilidades de que alguien infectado esté en un avión», dijo Marr.

¿Por qué es importante a pesar de estar vacunado? «Todavía estamos aprendiendo sobre la eficacia de las vacunas contra las variantes del virus», dijeron recientemente los CDC, así como «el tiempo que las vacunas contra el covid-19 pueden proteger a las personas».

Además, los estudios de las vacunas de Pfizer-BioNTech y Moderna muestran que sólo protegen en un 90% contra el coronavirus, y no en un 95% como se informó en los ensayos clínicos. Traducido a la realidad, eso significa que por cada millón de personas totalmente vacunadas que vuelen, unas 100.000 podrían seguir infectándose.

«¿Están todos protegidos por una mascarilla? Eso también es muy importante», indicó Marr, que es mundialmente conocida por su descubrimiento en 2011 de que la gripe puede permanecer en el aire durante una hora a través de gotas microscópicas respiratorias llamadas aerosoles.

«Las personas vacunadas podrían seguir contrayendo el covid-19 y transmitirlo a otras personas», según los CDC, ya que las gotas respiratorias caen sobre las superficies o flotan en el aire. «Todavía estamos aprendiendo hasta qué punto las vacunas contra el COVID-19 evitan que las personas propaguen la enfermedad», añadió la agencia.

Al principio de la pandemia, según una investigación de los CDC, un pasajero sin mascarilla y sin síntomas infectó a 12 compañeros de clase preferente, dos personas sentadas en clase económica y un miembro de la tripulación en un vuelo internacional de 10 horas.

El verano pasado, 13 personas asintomáticas en un vuelo internacional con destino a Irlanda infectaron a otras 46 personas en seis regiones del país, a pesar del uso de mascarillas en el avión. Y en septiembre, nueve personas dieron positivo tras un vuelo de India a Nueva Zelandia, a pesar de que las mascarillas eran obligatorias en el avión.

«El riesgo de transmisión a bordo del SARS-CoV-2 durante los vuelos largos es real», declaró la investigación de los CDC. «Los vuelos largos no sólo pueden dar lugar a la importación de casos de covid-19, sino que también pueden crear las condiciones para que se produzcan eventos de superdifusión».

No obstante, un informe de la Universidad de Harvard publicado en octubre pasado concluyó que el riesgo de contraer el covid-19 en un avión es poco frecuente, siempre y cuando las personas se cubran con mascarillas, el aeropuerto tome precauciones de seguridad y los aviones tengan instalados filtros HEPA, o de «partículas de aire de alta eficiencia». Los filtros HEPA están clasificados para eliminar el 99,97% del polvo, el polen, el moho, las bacterias y otras partículas transportadas por el aire con un tamaño de 0,3 micras. Se cree que el covid-19 tiene entre 0,06 y 1,4 micras.

Lo que lleva a Linsey Marr a su tercer punto: «Por último, la seguridad de los viajes aéreos podría mejorar si las aerolíneas y los fabricantes instalaran y utilizaran correctamente los filtros HEPA en más aviones. Una filtración adecuada es la clave para la seguridad de los viajes aéreos».

No todos los aviones tienen filtros HEPA

Todos los aviones comerciales de gran tamaño, del tipo que lleva a los viajeros de costa a costa y a las maravillas lejanas del otro lado del mar, tienen filtros HEPA incorporados para desinfectar el aire que exhalan los pasajeros. El aire recirculado se suele mezclar al 50% con aire refrigerado procedente de los motores y se inyecta en la cabina varias veces por hora.

No todos los aviones en servicio actualmente tienen filtración HEPA. Los aviones privados de ocio, los «puddle jumpers» utilizados para transportar personas a Alaska, Canadá y otros lugares remotos, y muchos pequeños aviones alquilados o fletados por empresas para transportar a sus ejecutivos entre reuniones no tienen filtración HEPA.

Las aerolíneas regionales de todo el mundo también pueden utilizar jets más antiguos, turbohélices y aviones con motor de pistón construidos originalmente sin filtros HEPA para completar sus flotas, transportando a miles de viajeros a destinos regionales o a terminales de aerolíneas más grandes para tomar conexiones.

En Estados Unidos, las aerolíneas regionales transportan cada año a más del 40% de los viajeros, según la Asociación de Aerolíneas Regionales (RAA), y constituyen el único servicio aéreo de pasajeros en el 63% de los aeropuertos del país.

Muchos de estos aviones más pequeños, incluidos los aviones regionales, no necesitan filtros HEPA para purificar el aire de la cabina porque nunca se recircula: el aire se renueva constantemente desde el exterior del avión durante el vuelo. El aire, a menudo llamado «sistema de aire fresco», es calentado por los motores, destruyendo muchas impurezas, antes de ser enfriado y entrar en la cabina.

Sin embargo, varios aviones pequeños recirculan las exhalaciones de los pasajeros, lo que hace que las compañías aéreas que no disponen de filtros HEPA en algunos aviones se esfuercen por adaptar sus flotas.

Piedmont Airlines, filial de American Airlines, fue una de las primeras en actuar. Su flota de Embraer 145, que vuela bajo la bandera de American Eagle, no estaba equipada con filtros HEPA.

«Embraer se ofreció a desarrollar un sistema para los 145, pero calcularon que tardaría de dos a tres años y que el precio final sería desconocido. No podíamos esperar tanto tiempo», dijo Ross Peterson, director de ingeniería y fiabilidad de Piedmont.

Así que Peterson inventó su propia adaptación la primavera pasada y obtuvo la aprobación de la FAA en otoño. La compañía comenzó a adaptar los 59 Embraer 145 en octubre y terminará a principios de 2021.

Envoy, otra filial de American Eagle, también utilizó el invento para actualizar su flota de 145. La compañía dijo recientemente que retirará los Embraer 140 que vuela actualmente, que tampoco tienen filtración HEPA, para mayo de 2021.

Pero son sólo dos de las docenas de aerolíneas regionales y compañías de jets privados de todo el mundo que pueden estar volando con aviones más antiguos que no tienen filtros HEPA, dijo David Vanderzwaag, que dirige las ventas de interiores y el desarrollo empresarial de Collins Aerospace.

Collins, que ayuda a las compañías aéreas a modernizar sus flotas, ha intentado vender actualizaciones de HEPA a las empresas que vuelan con modelos antiguos de Havilland «DASH-8 100, 200 y 300 sin HEPA, que ya no se fabrican», dijo Vanderzwaag.

En el último recuento, dijo, había unos 369 aviones de este tipo en funcionamiento, principalmente en Australia, Canadá, el norte de Europa y Alaska.

La compañía también ha mantenido conversaciones con otras aerolíneas que operan con diferentes modelos de aviones más antiguos que podrían beneficiarse de una actualización de HEPA, dijo Vanderzwaag.

CNN se puso en contacto con la Asociación de Líneas Aéreas Regionales (RAA) para conocer la situación de las mejoras HEPA entre sus miembros, y recibió la siguiente respuesta del vicepresidente de operaciones de aviación y servicios técnicos de la RAA, Bill Whyte:

«Las aeronaves EMB 135/140/145 operadas por los miembros de la RAA han sido modernizadas. Las pocas excepciones… están siendo retiradas», dijo Whyte. «El avión Embraer 120 ya no está en servicio comercial con las aerolíneas miembros.

«Los aviones Dash-8 están en servicio limitado», afirmó Whyte. «No podemos hablar de la situación de los aviones que operan las aerolíneas que no son miembros de nuestra organización».

El embarque y el desembarque pueden plantear desafíos de ventilación

El riesgo de covid-19 se reduce en gran medida cuando los sistemas de ventilación HEPA están funcionando en un avión y todo el mundo está enmascarado, dijo Marr. En su opinión, esta filtración hace que viajar en un avión grande sea más seguro que comer en un restaurante.

Mientras todos permanezcan con mascarilla, es posible que los vuelos cortos en aviones pequeños o jets sin filtración HEPA sean de bajo riesgo.

Pero, ¿qué ocurre cuando el avión (con o sin filtración HEPA) está embarcando o desembarcando, o la peor pesadilla de todo viajero: quedarse atascado en la pista durante horas debido al mal tiempo o al mantenimiento de última hora?

«Durante el embarque es cuando generalmente no hay ventilación: los aviones no tienen sus unidades de energía auxiliar encendidas, no suelen estar conectados a los sistemas de ventilación de las puertas», dijo Joseph Allen, que dirige el programa de Edificios Saludables de la Escuela de Salud Pública T.H. Chan de Harvard, en una entrevista anterior.

«Hemos realizado mediciones en aviones cuando la gente está embarcando, y registramos altos niveles de dióxido de carbono, lo que es un indicador de que la ventilación es insuficiente», explicó Allen.

Durante el último año, Marr ha volado con un monitor de dióxido de carbono, realizando un estudio no científico de la calidad del aire durante el embarque y el desembarque. Ella encontró algunos niveles elevados, que sólo son preocupantes si los filtros HEPA del avión no estuvieran funcionando o fueran inexistentes.

En un vuelo reciente se realizó un procedimiento de deshielo que mantuvo a los pasajeros sentados en la pista durante algún tiempo. Marr registró niveles de dióxido de carbono de 3.000 partes por millón, muy por encima de las 800 partes por millón consideradas normales.

Marr declaró a CNN: «Un nivel de CO2 (dióxido de carbono) de 3.000 ppm significa que por cada bocanada de aire que inhalo, alrededor del 7% del aire es el aliento exhalado de otras personas… ¡como beber el agua que le sobra a otros! ¡Esperemos que los filtros HEPA estuvieran funcionando!».

Qué hacer para viajar con más seguridad

Aunque no hay mucho que pueda hacer sobre los niveles de CO2 o la filtración HEPA (aparte de preguntar a la aerolínea y expresar tus preocupaciones), los expertos dicen que hay acciones clave que puedes tomar para hacer tu vuelo más seguro, además de vacunarte tan pronto como sea posible.

Vuelo para distancias cortas

«Si el avión no tiene filtración HEPA y se trata de un vuelo corto, de menos de una hora, puede que no haya problemas. Pero entonces se vuelve aún más importante que la gente se cubra con una mascarilla todo el tiempo», dice Marr.

Si tu destino es más lejano, Marr sugiere conducir una parte del camino y volar el resto.

«Si tienes que volar, intenta tomar vuelos con el menor número de paradas o escalas», aconsejan los CDC. «Pasar tiempo en las filas de seguridad y en las terminales de los aeropuertos… puede ponerte en contacto con otras personas y con superficies que se tocan con frecuencia».

Planifica tu viaje al aeropuerto

Si tienes que tomar un Uber, Lyft o un taxi para ir al aeropuerto, asegúrate de que tú, tu familia y el conductor tengan una mascarilla durante todo el viaje, y asegúrate de bajar las ventanillas para favorecer el flujo de aire, dijo Allen.

«Hemos hecho algunos modelos sobre esto, estamos mostrando que incluso bajando las ventanas sólo un par de centímetros puede ser de ayuda para evitar la transmisión por el aire», señaló Allen. «Y es conveniente bajar las ventanillas aunque haya mal tiempo. Un poco realmente ayudará».

Sigue los protocolos de seguridad

Incluso las personas totalmente vacunadas deben seguir la tríada de medidas de seguridad clave, dijeron los CDC: «Llevar una mascarilla sobre la nariz y la boca, mantenerse a 2 metros de distancia de los demás y evitar las aglomeraciones, y lavarse las manos con frecuencia o utilizar desinfectante para manos».

Según la administración de Biden, las mascarillas ya son obligatorias en cualquier tipo de transporte público, así como en centros de transporte como aeropuertos y estaciones de autobuses.

Pero la gente no siempre cumple en los aviones, como experimentó Marr en un viaje reciente en el que los auxiliares de vuelo tuvieron que amonestar a los pasajeros para que dejaran de quitarse las mascarillas.

El uso sistemático de las mascarillas es especialmente importante si un avión no tiene filtración HEPA y la gente está hablando, dijo Marr.

«Este es precisamente el momento en el que es más importante que la gente lleve una mascarilla, porque hablar produce más aerosoles que sólo respirar», dijo.

Utiliza una doble mascarilla y vigila el ajuste

Un estudio de los CDC descubrió que la superposición de una mascarilla de tela sobre una mascarilla médica, como una mascarilla quirúrgica azul desechable, crea un ajuste más firme y bloquea la salida del 92,5% de las partículas potencialmente infecciosas. Busca una mascarilla de 2 a 3 capas fabricada con un tejido apretado de algodón 100%, según los estudios.

La mascarilla debe tener un puente nasal, según los CDC. Dóblalo con fuerza sobre la nariz para mantener la mascarilla pegada a la cara. Esto también ayuda a evitar el empañamiento si llevas gafas.

Evita las bandanas y las máscaras tipo pañoleta, a menos que sea lo único que tengas disponible. Un estudio realizado el año pasado determinó que ambos tipos son los menos eficaces en términos de protección

Lleva lo esencial

Junto con esa mascarilla de alta protección, debes llevar toallitas desinfectantes y una botella de 3 onzas de desinfectante de manos con más del 60% de etanol o 70% de alcohol isopropílico, el nivel necesario para matar la mayoría de los coronavirus, según los CDC.

Antes de sentarte, utiliza toallitas desinfectantes en tu asiento, en la mesa de la bandeja y en el reposabrazos del avión, y no te olvides del cinturón de seguridad, de la boquilla de filtración y de los botones de luz que hay sobre tu cabeza, del monitor de video y del respaldo del asiento de enfrente.

Lleva tus propios auriculares, almohada para el cuello y manta si crees que los necesitas, y no olvides llevar alimentos de casa que puedas comer rápidamente, para reducir al mínimo el tiempo que estés sin mascarilla. Los frutos secos, las nueces o el queso y las galletas saladas son buenas opciones. La mayoría de las compañías aéreas han reducido el servicio de comidas al mínimo.

Quédate en tu asiento si puedes durante el vuelo

Levantarte y moverte te pone más cerca de los demás en el avión, y visitar el baño abre todo un nuevo conjunto de cosas potencialmente cubiertas de gérmenes que tocar. Si tienes que ir al baño en el avión, lleva contigo un desinfectante de manos.

Lo mejor, según los expertos, es que te prepares con antelación y hagas las comidas y las pausas para ir al baño antes o después del vuelo.

Fuente: (CNN

Archivo